El expresidente de Perú, Alan García, se disparó en la cabeza cuando la policía llegó a su domicilio para ejecutar una orden de detención.

Tras dispararse, Alan García de 69 años, fue internado en el hospital Casimiro Ulloa, donde fue intervenido quirúrgicamente e inmediatamente se informó que su estado de salud era grave tras recibir el impacto en el cráneo, minutos después murió tras sufrir cuatro paros cardiácos.

El periódico El Comercio reportó que el abogado del exmandatario, Erasmo Reyna, confirmó que García “tomó la decisión de dispararse”.

Ricardo Pinedo, secretario del exgobernante, aseveró que la policía al llegar al domicilio de García no le mostró la orden de detención ni de allanamiento.

En ese momento fue que se escuchó un disparo, y los agentes de la policía trasladaron de inmediato a García a un hospital.

El juez Juan Carlos Sánchez Balbuena dictó una orden de detención preliminar por 10 días contra Alan García por sus presuntas implicaciones en el caso Odebrecht.

Añadir comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Tu denuncia aquí…
close slider

captcha