Local

Zermeño le anota otro ‘golazo’ al Municipio

Junto con Héctor González el empresario recibió un pago de 12.4 millones de pesos por concepto de gastos y costas

Por Leonel Araiza y Xóchitl Larios García

Roberto Zermeño y Héctor González González, se anotaron un nuevo triunfo sobre el municipio de León, al recibir un pago de 12.4 millones de pesos por concepto de gastos y costas.

Con la expedición y entrega del cheque concluye un pleito de poco más de 12 años por la devolución y entrega del Estadio León, áreas de estacionamiento, oficinas y terrenos donde se edificaría el Museo de la Piel y el Calzado Munpic, entre el Municipio de León y Roberto Zermeño Vargas.

El magistrado del Primer Tribunal Unitario del Decimosexto Circuito con sede en Guanajuato, dio a conocer el acuerdo establecido el 8 de diciembre del 2020 en el que se desecha, una vez más, el recurso de apelación interpuesto por los demandados (Ayuntamiento del Municipio de León), en contra del acuerdo del 13 y 21 de octubre que estableció el pago por los gastos realizados a lo largo del juicio mercantil por los demandantes.

El cheque con número 52539 expedido con fecha 8 de diciembre del 2020 por la Tesorería de León con un monto de 12 millones 459 mil 413 pesos con 73 centavos, fue emitido derivado de la sentencia del juicio con número de expediente 9/2011 interpuesto en la formalidad por Roberto Zermeño Reyes y Héctor González González.

El monto superior a los 12.4 millones de pesos que salió del erario del municipio de León, fue aceptado por los demandantes en un documento signado por el presidente del Consejo Directivo del Club Social y Deportivo León, el pasado 10 de diciembre. A partir de eso corrieron tres días para su disposición y cobro.

De acuerdo a la publicación en estrados el 15 de diciembre del 2020, “se deja (ó) a disposición de la parte actora el cheque que la parte reo (o demandando) exhibió como pago de la cantidad a la que fue condenada, por concepto de gastos y costas”.

Aun cuando en la publicación se reservaron el detalle de la cantidad y nombres de los demandantes y personas designadas para recoger el cheque, la cantidad la obtuvo Página Central a través de una solicitud de acceso a la información.

Historia de una derrota

Uno de los últimos pendientes que tiene el Municipio de León y que ya se habría convertido en un revés más para la autoridad, es en torno a la negativa de brindar seguridad al momento de realizar la entrega física del estadio.

El Ayuntamiento de León habrían argumentado que no podrían utilizar la fuerza pública para resguardar el estadio León, dado que “ellos” eran la parte demandada.

Sin embargo, la resolución del magistrado, estableció su obligación para “proveerse la seguridad e integridad de la diligencia. En caso de no hacerlo se le entendería que está en contra de la orden judicial lo que causaría penas y daños”. E incluso una demanda más, que dado la historia, perderían.

Y es que en octubre pasado se pretendió realizar la entrega física del estadio León, así como el área de estacionamiento, sin embargo, la diligencia no se pudo realizar ante la falta de medidas de seguridad para los participantes en la entrega.

La noticia que se dio a conocer la tarde-noche del día previo a la entrega física (8 de octubre), provocó una movilización de aficionados que irrumpieron la madrugada del 9 de octubre en los alrededores, e incluso interior del estadio.

Aunque se habla de una entrega informal del estadio, se prevé que en días o semanas se lleve a cabo la diligencia de la recepción física conforme se estableció en la sentencia.

Posteriormente, como parte de la sentencia, los demandantes tomaron posesión de los 5 mil 837 metros cuadrados, en los que se pretendía edificar el Munpic.

Historia de tropiezos

En el 2011 Héctor González González y Roberto Zermeño Reyes, presidente y vicepresidente del Club Social y Deportivo León, demandaron en la vía mercantil al Municipio de León, y a otras instancias. El objetivo fue obtener la devolución y entrega del estadio, áreas de estacionamiento, oficinas e instalaciones del Munpic.

Para el 2014, en una primera instancia, se dicta sentencia a favor de los demandantes y se condena al Municipio de León a la entrega de los bienes; este promueve una apelación ante el Tribunal Unitario del XVI Circuito.

Sin embargo, en una segunda instancia en agosto del 2015 se confirma la sentencia del juez tercero de Distrito en contra del Municipio.

Interponen un amparo en contra de la resolución ante el Primer Tribunal Colegiado en Materia Civil del XVI Circuito para revertir ambas sentencias. El resultado, otra derrota para la administración municipal.

Aun cuando solicitaron a la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) atraer el caso, la respuesta fue negativa. Pese a que persistieron para que la SCJN atrajera el caso, todas las intentonas se convirtieron en un nuevo golpe para el municipio de León.

Finalmente, en el 2020, Roberto Zermeño Reyes, aunque en la formalidad es su hijo Roberto Zermeño Vargas, junto con Héctor González González, además de tener en sus manos un cheque por 12.4 millones de pesos, son los formalmente propietarios del Estadio León, de 5 mil 837 metros cuadrados aledaños del estadio en una de las zonas de mayor plusvalía de la ciudad; el estacionamiento y hasta las oficinas donde despacha el Club León.

Aunque también se ganaron el repudio de aficionados y algún grupo de ciudadanos que creen firmemente haber sido despojados de un bien inmueble que debió haber permanecido en manos de la Ciudad de León.

MEJZ*

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba